Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad para proveerte una mejor experiencia en línea.
Revisar

Se necesitan más Ernies

Se necesitan más Ernies

Don't miss any stories. Follow AG News!



Los voluntarios son apreciados a cualquier edad y, aunque es posible que un voluntario de 99 años no rompa el récord de ser el mas longevo, es probable que esté cerca. Ernie Rarick, voluntario de Hermano Pablo Ministries, ha estado sirviendo en el ministerio continuamente por casi 30 años.

El misionero de las Asambleas de Dios Charles Stewart, presidente del Ministerio Hermano Pablo, dice: "Ernie es nuestro socio para transmitir el mensaje del evangelio a millones en el mundo de habla hispana. Desde que vine al ministerio hace más de 25 años, hemos confiado en Ernie para etiquetar, embalar y enviar por correo los envíos de todos nuestros programas. Él fue enviado por Dios para cumplir con una parte integral de nuestra misión."

Stewart se refiere al programa, Un mensaje a la conciencia, que ha estado en el aire continuamente desde 1964. Originalmente enviado en discos de larga duración y luego en cinta de carrete a carrete, el programa de cuatro minutos se transmitió primero solo en la radio. En 1980, se convirtió en un programa de televisión y comenzó a enviarse a las estaciones de televisión en cinta de video profesional y luego en VHS. Ernie puso las etiquetas en los paquetes que se enviarían a las estaciones en 33 países y decidía si cada estación debería recibir medios de comunicación solo para radio, solo para televisión o para ambos. Siempre contaba para asegurarse de que todos los números coincidieran y, a medida que cambiaban los formatos de los medios, Ernie aprendía y se adaptaba.

Cuando se realizó la transición a los DVD y CD, los paquetes se hicieron más pequeños, pero había aún más que preparar. Ernie estaba agradecido cuando casi la mitad de las estaciones finalmente pudieron recibir sus programas descargándolos digitalmente, porque eso significaba menos paquetes que preparar. Aún así, como donante, Ernie también estaba contento de que el ministerio pudiera ahorrar tanto dinero en el envío.

Irene Celestino ha estado en el ministerio por un tiempo más largo. Trabajó junto a Hermano Pablo (misionero Paul Finkenbinder), quien fue el fundador y la voz original de Un mensaje a la conciencia.

Con respecto a Ernie, Celestino dice: "Conocí a Ernie hace casi tres décadas mientras trabajábamos en los Ministerios Hermano Pablo. Es el voluntario más fiel que he conocido. Cuando ya no podía conducir a la oficina debido a su edad, caminaba, a veces bajo el sol caliente y otras veces bajo la lluvia, para asegurarse de que nuestros envíos del programa evangelístico se enviaran a tiempo."

Jeriann Severson, gerente de operaciones del ministerio, dice: "Lo que es más impresionante de Ernie es su pasión por seguir cumpliendo con su propósito en la vida. El dice que no puede moverse mucho, pero que puede orar. ¡Y lo hace! Hoy fuimos a visitar a Ernie y a [su hijo] Dale. Ernie se sentó a la mesa a comer y luego preguntó si podía orar por nosotros. También oró por sus vecinos que acababan de perder a su madre esta mañana. ¡Qué hermoso!"

Aunque Ernie no puede hablar español él mismo, eso nunca lo detuvo. Su corazón por ganar lo perdido no sabe límites. Desde el principio apreció el hecho de que los programas están escritos específicamente para la persona que aún no tiene una relación con Cristo. Cada programa comienza con una historia cautivadora seguida de una aplicación práctica y espiritual. Debido a este formato no religioso, todo el tiempo de transmisión de radio y televisión es donado por las estaciones, incluidas las comerciales. El ministerio no paga ni un centavo de tiempo de transmisión, a pesar de que el programa se transmite más de 4,000 veces al día.

La esposa de Ernie, Pearl, que falleció después del cumpleaños numero 99 de Ernie, fue una ardiente colaboradora del ministerio, especialmente a través de la oración y el apoyo financiero. Su hijo, Dale, comenzó a llevar a Ernie a la oficina del ministerio cuando Ernie ya no podía caminar. Y cuando COVID hizo que la oficina del ministerio se cerrara temporalmente, Dale vino y recogió el trabajo que Ernie podía hacer en casa.

La pregunta en la mente de Ernie en estos días es: ¿Quién va a etiquetar, empaquetar y enviar los programas ahora?A los 99 años, la fuerza de Ernie ha disminuido y ya no puede hacer el trabajo que hizo fielmente durante casi tres décadas. Pero eso no significa que ya no le importe. Todavía se preocupa intensamente por difundir el Evangelio y dar a todos al menos una oportunidad de aceptar al Salvador al que él mismo ha servido fielmente durante tantos años.

Ministerios Hermano Pablo necesita otro Ernie. Y otros misioneros y organizaciones misioneras necesitan sus propios Ernies. Ya sea que tengas unas horas extra o unas cuantas décadas adicionales, Dios tiene un trabajo para que tú también lo hagas.

Related Articles