We have updated our Privacy Policy to provide you a better online experience.
Review

El 'Pastor del Parque' ayuda a los que no tienen hogar.

Don't miss any stories. Follow AG News!



José Antonio Feo, un ministro laico del sur de California, comenzó una iglesia de las Asambleas de Dios para personas sin hogar en un parque de la ciudad, Iglesia de la Comunidad ARTE, y ahora alimenta a cientos de personas dos veces al mes con el apoyo de la ciudad y los bancos de alimentos locales. Su esposa, Mylene Lacau Zuloaga Feo, le ayuda.

"Como alcalde de la ciudad de Baldwin Park, quiero aprovechar esta oportunidad para agradecer a nuestro pastor, José Feo, por estar aquí, y a su esposa, que durante los últimos dos meses han distribuido alimentos aquí," dijo Manuel Lozano, alcalde de la ciudad desde 1999, en una reunión reciente. "Han contribuido con miles de diferentes cajas con mercadería. Gracias, pastor. Voy a trabajar con usted para enviar un mensaje para que toda la comunidad pueda unirse y orar. Eso es importante para todos nosotros."

Feo, que trabaja de día como inspector de viviendas, ha sido el "pastor" del parque durante tres años. Cuando empezó, los drogadictos, los pandilleros, los alcohólicos y las peleas frecuentes estropeaban la zona. Hoy en día, gracias a los esfuerzos de la ciudad y del ministerio de los Feos, hay menos gente sin hogar.

Los servicios de los domingos por la mañana comienzan con un tiempo de adoración, ayudado por videos de YouTube canalizados a través de un sistema de sonido. Las familias con niños se sienten seguras de disfrutar del parque, junto con las personas que hacen ejercicio, los hombres que juegan al domino y ajedrez, y otras que escuchan como Feo dirige un servicio en el anfiteatro. Una docena de personas sin hogar, que asisten regularmente a la Iglesia ARTE, se reúnen. Después del mensaje del evangelio, Feo termina los servicios con oraciones por sanidad y salvación.

Un domingo reciente, una mujer vino a orar y lloró mientras Feo oraba en español. La Iglesia de la Comunidad ARTE es parte del Distrito del Pacífico Sur de las AD.

Feo, 57, no era cristiano cuando huyó de Venezuela hace 18 años atrás. Dice que ha sido el blanco del gobierno por su participación en los esfuerzos para remover pacíficamente al fortísimo Hugo Chávez de su cargo.

"Eso me trajo muchos problemas," dice Feo. "Me persiguieron, pintaron en mi propiedad, y me seguían a dondequiera que iba. Un par de veces, personas con un armas se pararon frente a mi coche y dijeron: "Te estamos vigilando." Pensé que podrían matarme a mí o a mi familia."

Feo trabajó en un hotel de cinco estrellas como gerente de alimentos y bebidas, pero dejó el país para mudarse a Los Ángeles. Un primo lo fue a buscar al aeropuerto y le anunció rápidamente — ante la protesta de los Feos — que asistirían a un estudio bíblico el martes por la noche en la iglesia a la que él asistía, la Iglesia Cristiana Faro de Vida en Bellflower. Durante la enseñanza, el pastor Félix Brito se detuvo a mitad de la enseñanza y se dirigió a Feo.

"Empezó a hablar a mi vida — lo que pasó con mi esposa, la familia, por qué vine aquí, lo que hice en el pasado," recuerda Feo. "Pregunté a mi primo, ‘¿Cómo saben sobre mi vida?' " Mi primo dijo: ‘El Espíritu Santo le habló.’

Feo lloró, entregó su vida a Jesucristo, recibió el bautismo del Espíritu Santo y comenzó a hablar en lenguas.

"Ese momento cambió mi vida," dice.

A los pocos meses, empezó a ayudar en el ministerio de hombres de la iglesia, y luego conoció a un hombre que lo reclutó para ayudar a las comunidades sin hogares en los parques. Feo servía como su traductor, y en su primer día, 40 personas aceptaron a Cristo como su Salvador. Años después, cuando Feo ministró por primera vez en Baldwin Park, dice que sintió que Dios le indicaba que se quedara.

"Así que empecé a ministrar en el parque," dice Feo. "No tenía ninguna conexión con la ciudad antes de eso."

Los Feos ofrecían desayuno y café gratis antes de que comenzaran los servicios al aire libre. Semana tras semana, llegaron más personas. En tres años, casi 300 personas han recibido a Jesús como salvador, dice Feo.

Pocos tienen dinero. La iglesia recibe alrededor de 50 dólares en ofrendas todos los domingos, pero Feo dice que Dios provee. De hecho, un autobús donado lleva sillas, un sistema de sonido y comida. Los miembros de la familia y voluntarios instalan y guardan el equipo.

La ciudad también dio permiso a la iglesia para distribuir comida dos veces al mes los sábados por la mañana. El alcalde suele estar allí para repartir cajas, que contienen suficiente comida para alimentar a una familia de cuatro personas durante una semana. Entre los esfuerzos de la ciudad y el ministerio de los Feos, la población de los que no tienen hogar en el parque ha disminuido de alrededor de 1,000 a alrededor de 130.

"El parque estaba sucio, ahora está limpio," dice Feo. "La persecución a los miembros de la pandilla se acabó." La prostitución y el negocio de las drogas se fue."

También dirige un estudio bíblico entre semana con 20 personas en el mismo anfiteatro.

Related Articles